De todos es sabido que realizar ejercicio en el medio acuático posee unos beneficios excelentes para la salud humana. Nadie mejor sabe esto que Félix García, uno de los responsables del buen funcionamiento de la piscina climatizada de Porcuna.

«La natación es reconocida como uno de los deportes más completos puesto que la necesidad de desplazarnos en este medio obliga a la movilización de toda la musculatura de nuestro cuerpo», destaca García.

Porcuna y sus gentes se han unido al club. Desde noviembre de 2010, fecha en la que se inauguró la piscina climatizada, la práctica de la natación en la localidad ha experimentado un aumento constante. Durante la temporada de invierno, las instalaciones cuentan con unos 250 usuarios inscritos en los diferentes cursos, a los que hay que sumar los nadadores que utilizan la piscina para el nado libre, y los usuarios de otras entidades como los de las Escuelas Deportivas de la vecina ciudad de Cañete de las Torres, que durante el invierno la utilizan para su entrenamiento semanal.

«La piscina climatizada ha aportado a nuestra localidad un nivel promocional de la actividad física impensable para una localidad de menos de 7.000 habitantes», explica Félix García. Está claro que la construcción de las instalaciones han sido clave para que el deporte porcunense se sitúe en una época dorada, a la que se suman los éxitos de los demás deportes locales.

Personas de todas las edades son conscientes de que el deporte acuático también supone una muy buena medicina alternativa para mejorar su salud. «Quien venía y descubría las posibilidades y beneficios de este deporte, repetía. Cada año la gente se ha animado hasta el punto de que llevamos dos años añadiendo horas al calendario de nuestras actividades y podemos presumir que la mayoría de los cursos ofertados han estado completos durante la mayor parte de la temporada», indica García.

El aumento constante de nadadores en la piscina municipal de Porcuna durante los últimos años va enlazado a la evolución del Club Natación Porcuna. Un club que posee dos secciones diferenciadas: una primera más orientada a la natación deportiva y recreativa para adultos y una segunda sección dirigida a la competición y el rendimiento de los jóvenes nadadores. En estos momentos, unos cien nadadores forman parte de la familia del Club Natación Porcuna.

Pero la sección competitiva, formada por veintiséis jóvenes nadadores ha mejorado año a año. «Empezamos consiguiendo pocas medallas pero, hoy por hoy, nuestros nadadores arrasan allá donde van», resalta orgulloso su entrenador. «El próximo año tenemos en mente federar a los nadadores para que compitan en un mayor nivel”, puntualiza. Todos estos datos indican que la cantera en la natación porcunense crece día a día. La ayuda del Ayuntamiento también ha sido y es indispensable para que la natación en Porcuna haya resurgido. “Es el causante de que dispongamos la piscina climatizada poniendo en marcha el proyecto cuando creó tantas dudas en la localidad», opina Félix.

Natación deportiva e infantil, matronatación, aquagym o natación terapéutica son algunas de las actividades impartidas por el personal cualificado de la piscina climatizada de Porcuna. Ésta última, tiene un importante valor ya que está orientada a personas con patologías como dolores de espalda y articulaciones, o en fase de recuperación de lesiones.

En definitiva, la natación es una de las mejores actividades para mejorar el estado físico. Y Porcuna puede decir orgullosa que posee un lugar donde se puede practicar este deporte durante todo el año.

Texto Manuel Molina